Compartir

Cristian Fernández es un niño de 13 años condenado a cadena perpetua. Ha confesado haber matado a su hermanito de 2 años y abusado sexualmente de su hermanito de 5. Todos dicen que es un monstruo, que no merece ser juzgado como menor de edad. Ese niño, al que FoxLatino atribuye tener “parientes en República Dominicana”, tiene una historia que explica cómo una sociedad completa se hace cómplice de la tragedia.